Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Escudo de la Junta de Castilla y León; Página de inicio

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Información Europea de Castilla y León

Contenido principal. Saltar al inicio.

La Junta pone en marcha la Red de Calor con biomasa forestal para suministrar energía térmica renovable en el campus universitario de 'La Yutera', Palencia, con una inversión de 1,36 millones de euros

  • Ir a descargas
  • Compartir

Fecha de publicación:

21 de diciembre de 2022

Fuente:

Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio

Descripción:

El consejero de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y el rector de la Universidad de Valladolid, Antonio Largo, han inaugurado el 20 de diciembre la Red de Calor con biomasa forestal en los edificios del campus universitario ‘La Yutera’ de la Universidad de Valladolid (ETS Ingenierías Agrarias, Vicerrectorado, Aulario, Departamental y Facultades de Educación y Trabajo) con el fin de suministrar energía térmica renovable. La Junta de Castilla y León ha promovido, a través de Somacyl, esta nueva infraestructura térmica sostenible que ha supuesto una inversión de 1,36 millones de euros, cofinanciada con fondos europeos FEDER.

Contenido:

Desde hace más de una década, la Junta de Castilla y León está desarrollando proyectos de eficiencia energética y energías renovables a través de la Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente de Castilla y León (Somacyl). Los sistemas construidos han supuesto una inversión de 36 millones de euros, y entre ellos destaca la red de calor de los campus universitarios ‘Miguel Delibes’ y ‘Esgueva’, de la Universidad de Valladolid, o la red de calor industrial del Polígono de Villalonquéjar, en Burgos.

En los próximos años, con el horizonte del año 2026, la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, a través de Somacyl, tiene previsto invertir cerca de 150 millones en nuevos proyectos en materia de energías renovables, pasando de 12 redes de calor sostenible actuales (con 40 kilómetros de red) a 25 redes (con 180 kilómetros de red), y pasar de 65 megavatios instalados a 215. Además, se construirán 5 plantas de biogas (actualmente se ha acometido una planta de este tipo) y se instalarán 100 plantas fotovoltaicas (actualmente hay 5 ya instaladas). También se planifica la construcción de tres plantas de hidrógeno verde. La producción de energía pasaría de 100.000 megavatios hora térmicos renovables anuales a 400.000, y se pasaría de reducir en 41.000 toneladas la emisiones de CO2 a 150.000 toneladas.

Además, Somacyl participa en distintas sociedades que han desarrollado proyectos de generación eléctrica con biomasa en la Comunidad, entre los que destacan la planta de generación de Cubillos del Sil, en León, con una inversión de 120 millones de euros, y la de Garray, en Soria, con una inversión de 50 millones de euros.

Nueva Red de Calor con biomasa para el campus universitario palentino de ‘La Yutera’

La nueva Red de Calor con biomasa forestal del campus de 'La Yutera' de la Universidad de Valladolid en la ciudad de Palencia suministra energía térmica desde hace varias semanas a los siguientes edificios universitarios de este campus: Escuela Técnica Superior de Ingenierías Agrarias, Vicerrectorado, Aulario, Departamental, y las Facultades de Educación y Trabajo.

Estos edificios universitarios atendían anteriormente sus necesidades térmicas mediante calderas individuales de gasóleo y gas natural, algunas de las cuales se encontraban en el final de su vida útil.

Además de la red, se ha ejecutado una actuación de mejora energética de la instalación térmica interior del edificio de la Escuela de Ingenierías Agrarias.

La actuación de la nueva Red de Calor con biomasa forestal de ‘La Yutera’ ha sido promovida por la Junta, a través de Somacyl, con un presupuesto inversor de 1,36 millones de euros, financiado con fondos europeos FEDER.

Con la nueva central de calor por biomasa, la energía fósil sustituida es de 2.677.540 kWh/año, siendo la cantidad de CO2 evitada anualmente 589 toneladas. Asimismo, le supone un ahorro económico a la Universidad de Valladolid-Campus de Palencia de más del 35% frente a costes habidos hasta ahora de los combustibles fósiles.

Descripción técnica de la nueva red de calor de ‘La Yutera’

  • Central de Generación: la central de producción de energía se ubica en la parcela de la Escuela Técnica Superior de Ingenierías Agrarias, en su parte posterior. La superficie construida es de 258 m2, divididos en una zona de almacenamiento de combustible y otra zona de producción de calor.
  • Potencia instalada: 1.650 KW térmicos suministrados por 1 caldera de tecnología de parrilla móvil, equipada con un multiciclón y un electrofiltro para reducir al mínimo las emisiones a la atmósfera.
  • Combustible: astilla forestal G-100. Consumo previsto anual, 835 toneladas.
  • Volumen de acumulación del depósito de inercia: 40.000 litros
  • Red de calor con una longitud total de 1,2 kilómetros.
  • Control y telegestión: La instalación contará con un puesto central de control que comunica, mediante una nueva línea de fibra óptica, con las subestaciones de intercambio térmico que se ubicarán en cada uno de los edificios conectados a la red.

Otros proyectos de la Junta de eficiencia energética en la provincia de Palencia

La Junta, a través de Somacyl, prevé otros proyectos de eficiencia energética en la provincia de Palencia: por un lado, en proceso de redacción se encuentra el proyecto de una Red de Calor para edificios públicos y de servicios en Aguilar de Campoo; por otro lado, está en fase de selección de parcela un centro logístico de biomasa en el norte de la provincia palentina.

Principales ventajas de la red de calor con biomasa forestal

  • Disponer de un sistema centralizado de suministro de energía térmica renovable para todo el campus universitario.
  • Sustitución del uso de energías fósiles por una energía renovable, sostenible y autóctona (biomasa forestal), que contribuye a generar empleo en entornos rurales, disminuye la dependencia energética y contribuye a la prevención de incendios forestales en la Comunidad.
  • Reducción de las emisiones de CO2 del campus, disminuyendo la huella de carbono y contribuyendo a su transición energética.
  • Digitalización y telegestión de la demanda energética térmica de los edificios que se conecten al sistema, los cuales lograrán además mejorar su calificación energética.

Fuente de energía limpia, autóctona y renovable

El consejero de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Juan Carlos Suárez-Quiñones -acompañado por el delegado territorial de la Junta, José Antonio Rubio, y el director general de infraestructuras y Sostenibilidad Ambiental, José Manuel Jiménez-, que ha inaugurado y visitado hoy con el rector de la Universidad de Valladolid, Antonio Largo, estas nuevas instalaciones de energía térmica, ha señalado que “el objetivo prioritario con este tipo de infraestructuras es intensificar las actuaciones de impulso a la utilización de la biomasa forestal, contribuyendo a la descarbonización de nuestra economía, a la defensa de nuestros bosques y a la creación de empleo en el medio rural de Castilla y León”.

Según Suárez-Quiñones, la biomasa es una “fuente de energía limpia, autóctona y renovable”, que reporta indudables beneficios energéticos (reducción de la dependencia respecto a los recursos fósiles y la geopolítica -soberanía energética-), ambientales (reduce la huella de carbono y mejora el estado selvícola de los montes ayudando a prevenir incendios) y socioeconómicos (contribuye al ahorro y estabilidad en la factura energética y a la generación de actividad y empleo en el medio rural).

Un claro ejemplo de economía circular

Asimismo, el consejero ha señalado que la biomasa constituye un claro ejemplo de economía circular, “ya que lo que era un residuo pasa a ser un recurso, generando una nueva cadena de valor”. Suárez-Quiñones puso sobre la mesa las derivadas del importante incremento del coste de los combustibles fósiles y las tensiones políticas internacionales que complican su gestión. “La biomasa -puntalizó- no va a solucionar este grave problema mundial, pero sí puede ayudar a mejorar la situación de muchos de nuestros hogares, de parte de nuestra industria y, en este caso, de centros universitarios, dado que las redes de calor producen ahorros entre el 30% y el 50%”.

En esta legislatura, la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, a través de Somacyl, prevé invertir 150 millones de euros en el desarrollo de la biomasa, lo que permitirá instalar 140 kilómetros de nuevas redes de calor, que consumirán 170.000 toneladas de biomasa y evitarán la emisión de 150.000 toneladas de CO2.

Asimismo, en esta legislatura Somacyl participará en proyectos innovadores que planteen soluciones de hibridación de energías renovables las redes de la Comunidad: biogás, hidrógeno, fotovoltaica o geotermia pueden -y deben- complementarse en el suministro de redes 100% renovables.